Psicología infanto-juvenil

Terapia Psicológica para niños y adolescentes

Todo padre quiere el bienestar de su hijo, quieren verlo feliz, divirtiéndose, jugando con sus amigos, saliendo bien en el cole y con un buen estado de ánimo.

Sin embargo, muchas veces el comportamiento de nuestros niños no se asemeja a lo que deseamos que sea. Puede que surjan problemas psicológicos en la infancia o en la adolescencia que preocupan al adulto (padres, abuelos, tíos, profesores…) porque ven cómo el bienestar de los menores y la tranquilidad del hogar  se pierde de vista. No tiene por qué estar relacionado con un trastorno psicológico, hablamos de problemáticas o dificultades cotidianas, de déficits de habilidades, lentitud en el desarrollo  o incluso fallos en la adaptación a nuevas situaciones de vida.

En estos casos, lo primero es detectar las señales que nos indican la presencia de un problema (ver más abajo). Después, es recomendable acudir a un profesional.

Algunos casos que son motivo de intervención psicológica son:

Psicología Infantil

Psicole cuenta con especialistas que darán respuesta a las necesidades de tu hijo y tu familia, en casos de Psicología Infantil que abarca desde el nacimiento hasta la pubertad.

Trastorno en el desarrollo caracterizado por un desarrollo diferente (no simple retraso) en algunas áreas. Específicamente, se observan deficiencias en la comunicación social y en la interacción social  y patrones repetitivos y restringidos de comportamientos, intereses o actividades.

En estos casos, se recomienda una evaluación coordinada de varios especialistas. Siendo de gran importancia la Evaluación Psicológica  a través de la entrevista con padres y profesores, observación de la conducta y  aplicación de pruebas estandarizadas, en combinación con cuestionarios y técnicas como el juego libre. Todo ello para valorar aspectos relacionados con el desarrollo socio-afectivo, comunicativo y del lenguaje, juegos e intereses, flexibilidad mental y comportamental, desarrollo cognitivo, funcionamiento intelectual y conducta adaptativa.

La evaluación es necesaria para determinar el punto de partida de la intervención y ajustarla a las individualidades de cada niño/a. Siendo esta etapa la más importante en el abordaje del autismo: el tratamiento. Sabemos que el autismo es una condición que no tiene cura definitiva, pero con la intervención adecuada es posible, y nuestra experiencia así lo confirma, reducir al mínimo el número de comportamientos característicos del autismo, así como incrementar la adaptación e integración al contexto normalizado.

En casos de autismo, incluido el Síndrome de Asperger, trabajamos basados en modelos de intervención eficaces, como el Apoyo Conductual  Positivo, Planificación Centrada en la Persona, Sistema de Comunicación por Intercambio de Imágenes y el Programa de Intervención Global SCERTS. Además brindamos una intervención centrada en la persona y la familia.

Señales de Alarma en casos de autismo:

  • Dificultad para relacionarse con otros niños. Falla en dar respuesta o en iniciar interacciones sociales. Se le hace difícil compartir juegos imaginativos o hacer amigos. Prefiere el juego en solitario.
  • Comunicación verbal y no verbal (uso de gestos) muy limitada. Puede haber ausencia de lenguaje, fallos en el contacto visual, deficiencias en la comprensión y en el uso de gestos como no responder cuando se le llama por su nombre o no señalar para pedir prefiriendo llevar al otro de la mano.
  • Repite en forma de eco lo que dicen otras personas.
  • Hace movimientos repetitivos (aleteos, saltos repetitivos, movimiento de dedos).
  • Usa sus juguetes de forma atípica. Alinea objetos, gira incesantemente las ruedas de un cochecito.
  • Le gustan las rutinas y rechaza el cambio, mostrando gran angustia, incluso con pequeños cambios como ir por una ruta diferente al cole o probar nuevos alimentos.
  • Excesiva atención o apego a determinados objetos o temas.
  • Muy sensible o poco sensible a estímulos sensoriales. Por ejemplo, mostrar mucha angustia ante el ruido de la aspiradora, fascinación visual por luces o aparente insensibilidad al dolor.

 

 

Psicología Adolescente

También en casos de Psicología Adolescente que abarca desde la pubertad hasta la edad adulta.

NOTA

Importante

Los tratamientos psicológicos están validados como tratamientos eficaces para la resolución de los distintos problemas psicológicos. Existen multitud de técnicas y procedimientos que permiten el proceso de cambio y aceptación con un resultado favorable y satisfactorio.

SUBIR